Adquirir una vivienda a mitad de precio o menos es una realidad en México.

Se trata de compras inmobiliarias con un descuento de hasta 60 por ciento sobre su valor real a través de los remates hipotecarios o remates judiciales; son viviendas usadas, que en algún momento fueron adquiridas mediante un crédito hipotecario.

“Un remate inmobiliario es en pocas palabras un proceso judicial en el cual un juez ordena la venta de un inmueble, en virtud de una demanda que se le ha interpuesto al dueño por incumplir con el pago de sus obligaciones, en su mayoría relacionados al crédito hipotecario”.

Prácticamente cualquier persona puede adquirir una vivienda mediante este procedimiento, sin embargo pocos acceden a la oportunidad que brindan los remates hipotecarios debido a que el pago debe ser en una sola exhibición y no se permite pagar con un crédito.

Para hacerlo, deben acudir a los juzgados civiles para enterarse de las viviendas en remate, posteriormente acudir a Bansefi por un billete de depósito, acudir a la subasta el día pactado, participar y pagar, para llevar a cabo la escrituración. O bien realizar los trámites mediante una empresa dedicada a la venta de inmuebles en remate judicial, quienes llevan a cabo  todos los procesos y dan seguimiento al juicio, que puede demorarse hasta un año.

Por ese motivo ponemos a tu disposición nuestra extensa cartera de Remates Hipotecarios y llevado de la mano de nuestros expertos inmobiliarios harás la mejor inversión.

¿Qué esperas? llámanos al: 5591-1013

Related Articles

Leave a Reply

Be the First to Comment!

avatar
wpDiscuz